Pasos para cancelar una reserva en Airbnb siendo anfitrión

Airbnb es una excelente plataforma en línea para encontrar alojamientos de todo tipo para nuestro viaje. Es una alternativa útil tanto para quien va en calidad de huésped como para quien es anfitrión y desea que su establecimiento tenga visitantes. A diferencia de como funciona Booking.com, las cancelaciones suelen presentarse con determinada frecuencia, mayormente por parte de los clientes, quienes podrán o no obtener un reembolso según sea la circunstancia, pero si quien necesita cancelar una reservación es el anfitrión, entonces Airbnb deberá aplicar normativas que pueden traer consecuencias para el negocio. En este artículo vamos a hablarte de cómo cancelar una reserva en Airbnb si eres anfitrión y cuáles serían las consecuencias.

Política de cancelación de reserva en Airbnb

Airbnb tiene muy claro que la prioridad es la experiencia del visitante, así que un huésped que haya realizado una reserva y no pueda disfrutar de su alojamiento a causa del anfitrión, supone para la plataforma una experiencia negativa. Por esta razón, la página cuenta con una política de cancelación que regula las condiciones en que un anfitrión tiene permitido hacer una cancelación y por la cual no recibirá ninguna penalización, al mismo tiempo que contempla las consecuencias implicadas en una cancelación que no está justificada, con el propósito de que los dueños de los alojamientos se comprometan en cumplir con los huéspedes.

Veamos más a fondo cuáles son estas consecuencias y bajo qué circunstancias el anfitrión no podrá ser penalizado.

Penalización por cancelaciones en la reserva en AirBNB

Las consecuencias negativas al que el anfitrión tiene que afrontar por realizar una cancelación que no está justificada son las siguientes:

  1. Una mancha en su perfil: En el perfil del anfitrión aparecerá un mensaje automático que lo expone ante los visitantes, informándoles que en ese establecimiento se han realizado cancelaciones. No obstante, existe la posibilidad de dejar un comentario en dicho mensaje donde el anfitrión explica el motivo de la cancelación. Sin embargo, el mensaje quedará en el perfil de manera permanente.
  2. Se bloqueará el calendario: Como resultado de la cancelación, el calendario del alojamiento se verá bloqueado para la fecha que contemplaba la reserva cancelada, lo que significa que no podrá ocupar el lugar durante esos días.
  3. Se cobrará una multa: El anfitrión deberá pagar a Airbnb por la cancelación, 50 USD si se efectúa más de siete días previos a la fecha del hospedaje, y 100 USD si la cancelación se realiza dentro de la semana previa a la llegada de los huéspedes.
  4. No podrá elevar su estatus: Si el anfitrión aspira a conseguir el estatus de «Superhost«, su solicitud no será tomada en cuenta durante todo un año desde el momento en que se realice la cancelación.
Puede Interesarte...   5 Cuevas del norte de España que debes conocer

Cancelaciones sin penalización

No en todos los casos un anfitrión recibe una penalización por cancelar una reserva. Existen algunas condiciones que Airbnb establece como causas de fuerza mayor que justifican que un anfitrión se vea obligado a cancelar. Vamos a hablarte un poco más de estos casos en detalles.

  1. Restricciones gubernamentales de viaje: Si por alguna razón, en el país donde está ubicado el alojamiento llega a existir alguna restricción por parte del estado que prohíba viajar u hospedarse, el anfitrión está en todo su derecho a realizar una cancelación oportuna.
  2. Acciones militares o conflictos armados: bajo esta condición se contemplan guerras, terrorismo, rebeliones, invasiones, enfrentamientos y todo lo que se relacione con conflictos bélicos.
  3. Desastres naturales: Si ha ocurrido alguna catástrofe natural que afecte la zona donde se encuentra el alojamiento, entonces es necesario realizar la cancelación.
  4. Emergencias sanitarias o epidemias: En caso de que ocurra el brote de alguna enfermedad que se declare como epidemia en la zona o en el país, entonces el anfitrión tienes que realizar la cancelación.
  5. Pandemia: Aunque esta se puede considerar como una extensión de la causa anterior, la emergencia que ha causado el Covid 19 ha llevado a Airbnb a tomar medidas específicas para contemplar las cancelaciones como válidas y así resguardar la salud de todos los implicados. Sin embargo, para poder aplicar de manera efectiva a esta condición, el anfitrión deberá exponer el caso por medio del servicio de atención al cliente de Airbnb.
  6. Reservaciones inmediatas: Bajo las circunstancias de una reservación inmediata, el propietario está autorizado a cancelar una reservación sin ser penalizado en el caso de que el huésped manifieste ser un problema que infrinja la normativa del alojamiento, como llevar mascotas. Esto también es válido si la persona que ha realizado la reservación tiene varias reseñas negativas en su perfil.
Puede Interesarte...   Agencias de viaje online más fiables para comprar

Ahora bien, en la política de cancelación de Airbnb, se acepta que un anfitrión realice una cancelación en un periodo de seis meses sin tener consecuencias, lo que significa que una segunda cancelación no justificada en ese periodo de tiempo, no estará permitida y el anfitrión cargará con la penalización pertinente.

Cancelación de una reserva en AIRBNB paso a paso

Realizar la cancelación de una reserva como anfitrión es bastante sencillo, aquí te mostraremos el paso a paso:

  1. Entra a página oficial de Airbnb e inicia sesión con tus datos de acceso.
  2. Dirígete a la sección de Reservas.
  3. Ubica la reserva en cuestión que deseas cancelar.
  4. Encuentra el lugar que te permite hacer modificaciones o cancelar.
  5. Haz clic en Cancelar y confirma.

Es posible que la opción de Cancelar no esté disponible en la plataforma si la cancelación se realiza dentro de las últimas 24 horas de la llegada de los huéspedes. En ese caso lo mejor es ponerse en contacto con el servicio de Atención al cliente de Airbnb.

Política de reembolso

Estamos de acuerdo que los más afectados por una cancelación realizada por el anfitrión son los huéspedes, especialmente si se realiza en las últimas 24 horas, así que no es de extrañar que se intente beneficiar de alguna manera a los viajeros.

Una alternativa que ofrece la plataforma para estos casos de cancelación de reserva en AIRBNB, es que se le consiga a los huéspedes una nueva reserva y que se transfiera el dinero de la que fue cancelada directamente al nuevo alojamiento. Sin embargo, el huésped está en su derecho de negarse a aceptarlo y pedir la totalidad de su dinero.

Por otra parte, si la cancelación por parte del anfitrión se realiza con al menos cuatro semana de anticipación, el huésped no se verá obligado a solicitar el reembolso, pues éste se efectuará de forma automática.