Cómo meditar para desaparecer el estrés y disfrutar del tiempo libre

Tabla de contenidos

El estrés y la ansiedad son males que actualmente afectan a un amplio porcentaje de la población. Ya sea por las presiones del trabajo, la incertidumbre del futuro, el ritmo acelerado de la vida, u otros factores que pudieran estar afectando. A raíz de esos males, las personas se toman más en serio la idea de viajar, salir de fiesta, relajarse y gozar de la vida, pero no siempre son capaces de disfrutarlo y hacer desaparecer el estrés de sus vidas.

Imagina que estás en una fiesta, con tus mejores amigos y el ambiente está increíble, pero tú solo eres capaz de pensar en el informe que debes entregar el lunes y que todavía no has comenzado a hacer. Lo que te impide por completo disfrutar del ambiente que tú mismo buscaste con la idea de relajarte y entretenerte.

Aunque no lo creas, eso le pasa a muchas personas, convirtiéndose en presos de su mente y temores. Pero no todo está perdido. Hoy vamos a contarte cómo puedes hacer desaparecer el estrés y la ansiedad a través de la meditación y así consigas disfrutar más libremente de tu tiempo y tus actividades.  

Consejos para dominar y desaparecer el estrés
Consejos para dominar y desaparecer el estrés

¿Qué es el estrés y cómo nos afecta?

El estrés es una respuesta natural del cuerpo ante situaciones de peligro o que nos preocupan. Se puede decir que es una especie de mecanismo de defensa que nos prepara para enfrentarnos a una situación adversa. No obstante, el estrés se siente con más frecuencia en la actualidad por la presión que sentimos ante el ritmo de la vida actual.

Sentirse estresado o angustiado por llegar tarde al trabajo es normal, de hecho esa sensación podría impulsarnos o motivarnos a hacer todo lo posible por llegar a tiempo. Pero cuando adicionalmente nos preocupamos por el alto costo de la vida, quedar bien ante el jefe, evitar ser víctima de la delincuencia y muchas cosas más, la carga mental se hace insostenible y comienza a volverse un trastorno.

Esto puede llegar a desencadenar problemas de ansiedad, donde se presentan una serie de síntomas producto de la segregación regular de adrenalina. Esto ocurre porque el cuerpo se encuentra en un estado constante de alerta y quiere estar preparado ante cualquier eventualidad.

Puede Interesarte...   5 consejos para solucionar las Estrías Rojas en Adolescentes

Sin embargo, la circulación constante de adrenalina en el torrente sanguíneo, que no es quemada ni liberada, produce taquicardia, dolor de pecho, dificultad para respirar, sensación de mareo, náuseas, dolores de cabeza y ataques de pánico.

¿Qué es la meditación y cómo nos ayuda a desaparecer el estrés?

La meditación es considerada un tratamiento médico natural, que se especializa en liberar los pensamientos negativos e intrusivos de la mente. Es muy recomendada para quienes sufren de ansiedad o estrés, ya que elimina los síntomas que producen.

Básicamente se trata de un ejercicio de relajación altamente efectivo, que conecta al cuerpo con la mente, buscando el equilibrio entre lo físico y lo emocional. La meditación trabaja principalmente con el lado inconsciente de la mente, siendo este el que produce los miedos irracionales, y lo lleva a un estado de serenidad y relajación.

Meditar no es necesariamente complicado, ya que los pasos a seguir son muy básicos. Lo que es realmente difícil es soltar la mente para lograr ese estado de relajación que requiere el ejercicio.

La meditación nos ayuda a desaparecer el estrés
¿Qué es la meditación y cómo nos ayuda a desaparecer el estrés

Tipos de meditación

Existen distintos tipos de meditación para hacer desaparecer el estrés o disminuirlo, cada una enfocada en un propósito en específico y se realizan de diferentes maneras. A continuación, te diremos los seis tipos de meditación más populares:

  • Meditación budista: Es la más conocida y se considera la más completa de todas. Su propósito es entrar en lo profundo de la mente y tomar el control de ella, haciendo desaparecer todos los pensamientos que están haciendo interferencia o que son negativos.
  • Meditación vipassana: También conocida como la meditación penetrante, es un ejercicio que permite vernos a nosotros mismos como realmente somos, y así poder ver y aceptar las cosas como en realidad son y controlarlas. Es ideal para procesos de negación y sufrimiento.
  • Meditación trascendental: Este tipo de meditación se enfoca en ser uno con el universo, buscando conseguir la paz espiritual, optimismo, buenas energías y relajación. Fue de las técnicas más populares hace algunas décadas atrás.
  • Meditación mantra: La meditación de este estilo, se dedica a combinar el ejercicio con cánticos que tienen poder por sí mismos, los cuales se deben realizar con una técnica de vibración de las cuerdas vocales.
  • Meditación zen: Es la que comparte más similitud con la budista, ya que su objetivo es alcanzar un nivel de serenidad que permita conectar con la mente y controlar los pensamientos negativos para transformarlos en pensamientos positivos.
  • Meditación chakra: Por último, tenemos la meditación que controla los distintos puntos energéticos que tenemos en el cuerpo, con el propósito de alinearlos para conseguir bienestar tanto mental como físico.
Puede Interesarte...   ¿Qué son los Batidos Verdes Saludables para reemplazar el Desayuno?

¿Por qué no logras alcanzar la meditación?

A pesar de que la meditación no es un proceso complicado como tal, sí requiere de un esfuerzo por parte de quien desea practicarla, mas no se trata de un esfuerzo físico sino mental. Pues el objetivo de la meditación es olvidarse de las preocupaciones, los pensamientos confusos y el ruido exterior.

Es precisamente en ese punto donde la mayoría de las personas fracasan al momento de meditar. Es necesario entender que una apropiada meditación no se consigue de la noche a la mañana, se necesita de mucha práctica para conseguir los resultados esperados.

¿Qué hacer antes de comenzar a meditar?

Si eres principiante, lo más recomendable es que busques el momento ideal para realizar la meditación. Solo debes considerar que tengas tiempo para meditar sin prisa, que estés en un lugar tranquilo sin mucha circulación de personas, de preferencia un lugar silencioso, para entonces comenzar.

Adopta la postura de meditación con la que te sientas más cómodo y prepara tu mente para iniciar. No te desesperes si no lo consigues a la primera, ya que es un proceso que puede llegar a tomar tiempo y mucha práctica. Tú solo sigue intentado.

Cuando notes que se está haciendo cada vez más fácil alcanzar el estado mental adecuado, podrás realizar la meditación en cualquier lugar. Por ejemplo, en la calle cuando esperas el autobús, en la fila del supermercado o en cualquier momento que sientas ansiedad o estrés.

Adquiere los mejores accesorios para la meditación