¿Qué tipo de pastillas de Áloe vera existen?

El aloe vera, cultivada en casi en todo el mundo, es muy popular por sus innumerables beneficios para la salud. Por esto, no es difícil imaginar cuántos productos en base a esta planta se elaboran para diversos propósitos. Lo que respecta a la ingesta de aloe vera, se vuelve una práctica muy común, ya sea que más recetas la contengan entre sus ingredientes, o por medio de jugos elaborados total o parcialmente de aloe vera; y hasta en forma de pastillas o cápsulas.

En cualquiera de sus presentaciones, mientras se ingiera en altas concentraciones, podremos adquirir todos los beneficios que esta planta nos ofrece. No obstante, para muchas personas no es fácil consumir áloe puro, pues posee un sabor desagradable. Es por esta razón, que en el mercado podemos encontrar pastillas de ella, ya que eliminan el proceso de tener que saborearla y concentran sus propiedades para las necesidades del consumidor.

Beneficios de ingerir áloe vera

Ingerir aloe ofrece bastantes beneficios, ya sea combatiendo enfermedades, aliviando malestares como fortaleciendo nuestras defensas. He aquí algunos beneficios que podemos obtener de una apropiada ingesta de áloe vera:

Beneficia el tracto digestivo

Tiene un efecto directo en la mucosa gástrica, mejorando su funcionalidad para conseguir un proceso digestivo exitoso. También, con su propiedad antiinflamatoria ayuda a aliviar los síntomas de intestino irritable.

Combate el estreñimiento

El aloe vera brinda una protección sobre la flor intestinal, disminuyendo las bacterias presentes en los intestinos. Al mismo tiempo que incrementa el contenido de agua a nivel intestinal, beneficiando la fluidez a través de ellos haciendo más fácil la deposición, combatiendo de esta manera el estreñimiento. Esto es posible debido a la gran concentración de fibra que posee la planta de aloe vera.

Ayuda a perder peso

Debido a su gran concentración de aminoácidos, la planta de aloe vera se convierte en un eficaz depurativo natural, por lo que nos ayuda a expulsar las toxinas de nuestro organismo, al igual que elimina las grasas que se encuentran depositadas en lugares donde el ejercicio no es capaz de hacerlo y acelera el metabolismo. Por si fuera poco, el aloe vera es un aliado importante en las rutinas de ejercicios, ya que su consumo nos brinda una apropiada hidratación que ayuda a conservar los niveles óptimos de minerales en el cuerpo que tienden a escapar por la transpiración durante el ejercicio.

Previene las úlceras y alivia su dolor

La planta de aloe vera permite regular el pH del aparato digestivo, lo que se traduce en la prevención de úlceras. Del mismo modo, su acción antiinflamatoria es capaz de aliviar el dolor causado por úlceras estomacales ya existentes.

Mantiene nivelados los valores de glicemia

Se ha demostrado que el consumo de aloe vera, tiene un efecto contundente en la reducción de los niveles de glicemia en la sangre, por lo que los pacientes de diabetes pueden aprovechar sus propiedades como tratamiento.

Fortalece el sistema inmunológico

El aloe vera tiene como mecanismo de acción, fortalecer las células del organismo encargadas de combatir gérmenes, bacterias y virus. Debido a ésto, eleva la función de nuestro sistema inmunológico, haciéndonos resistentes a muchas enfermedades.

Mejora la salud de corazón

Si queremos mejorar la salud de nuestro sistema cardiovascular, podemos apoyarnos de los beneficios del aloe vera, ya que ayuda a la circulación de la sangre, previniendo la aparición de coágulos y reduciendo los niveles de colesterol y por ende la obstrucción de las arterias.

Alivia la artritis

La planta de aloe vera es capaz de prevenir los problemas de artritis al igual que de reducir la inflamación causada por ésta enfermedad, dando así un considerable alivio del dolor.

¿Qué tipo de pastillas de Áloe vera hay disponibles?

Actualmente es posible encontrar una gran cantidad de marcas que ofrecen pastillas de áloe vera, desde cápsulas, duras o blandas, tabletas, comprimidos y demás. Todas ellas pueden ser adquiridas sin prescripción médica y por lo general están enfocadas para cumplir determinada función.

Cápsulas blandas

Por lo general, las cápsulas blandas de aloe vera tienen una composición que combinan tanto hoja como gel y están enfocadas para tratar problemas digestivos, para aliviar el dolor producido por úlceras estomacales y para combatir el estreñimiento. Al tratarse de una estructura de resina blanda, ésta se disuelve rápidamente, liberando su contenido a nivel estomacal para proporcionar la función adecuada.

Cápsulas duras

Las cápsulas duras de aloe vera pueden estar compuestas al igual que en el caso anterior, por una combinación de gel y partes de la planta; como también de un concentrado de las propiedades de aloe vera hechas polvo. Ésta presentación se disuelve más lentamente logrando que el contenido se introduzca en el sistema sanguíneo más eficazmente.

Éstas cápsulas son ideales para depurar el organismo de toxinas, para controlar los niveles de glicemia, fortalecer el sistema inmunológico y para mejorar el sistema sanguíneo.

Cápsulas de cubierta entérica

Éste tipo de cápsulas pueden tener una composición variada de áloe vera según lo desee la marca. Por lo general suelen complementarse con con diferentes vitaminas o minerales para conseguir un producto mucho más completo. La densidad de su cubierta dependerá de la cantidad de glicerina y del propósito que vaya a cumplir en el organismo. Éstas cápsulas suelen estar enfocadas como complementos nutricionales, tanto para dietas como para tratamientos de belleza.

Comprimidos y tabletas

Podemos encontrar comprimidos o tabletas de aloe vera tanto en farmacias como en tiendas naturistas. Éstas suelen estar compuestas por altas concentraciones tanto de la planta como de gel, variando de una marca a otra. Por lo general éstas pastillas están enfocadas para perder peso, como diurético natural y como complemento alimenticio.

Forma de uso y precauciones

Aunque se trate de un producto natural, siempre es bueno estar al tanto de las precauciones a la hora de incluirlo en nuestra rutina diaria. No sólo para asegurarnos de estar aportando de manera óptima todos los beneficios que nos ofrece sino también para no exceder la cantidad apropiada.

Para saber la dosis adecuada a la hora de ingerir pastillas de aloe vera, siempre es necesario leer las indicaciones del producto. Sin embargo, para hacernos una idea de cómo distribuir el consumo de tabletas o cápsulas de aloe vera, podemos optar por tomar tres al día, es decir, una antes de cada comida. De igual forma es necesario estar al tanto de los niveles de aloína presentes en la fórmula. La mayoría de los productos de aloe vera se encuentran libres de ella, pero en caso de que haberla, debemos procurar no exceder una dosis diaria de 1g.