¿Qué Antiinflamatorios se recomiendan tomar para aliviar las Contracturas Musculares?

Las contracturas musculares son contracciones involuntarias del tejido del músculo; produciendo una tensión dolorosa en el área. Los músculos funcionan contrayéndose y distendiéndose; cuando éste no logra soltar la tensión, entonces se produce la contractura.

Esta lesión es muy común en deportistas y personas que realizan ejercicios; pero no es exclusiva de ellos. Las contracturas pueden afectar a cualquier persona, de cualquier edad, dadas ciertas circunstancias relacionadas con los músculos y sus condiciones.

Esta afección no es demasiado grave, pero sí dificulta que la persona realice sus actividades con normalidad. Es necesario someterse a un tratamiento para llevar al músculo a una condición normal.

Principales Causas que Producen las Contracturas Musculares

Se suele pensar que esta fuerte tensión en los músculos sólo se producen en personas que tienen una actividad física muy intensa; sin embargo, esto no es cierto. Cualquier persona puede tener una contractura en un músculo de su cuerpo. Existen ciertas razones por las cuales una persona puede desarrollar una contractura muscular:

Sedentarismo

Esta condición implica una pérdida de acondicionamiento de los músculos del cuerpo, que podrían ser afectados por una contractura al tratar de realizar algún tipo de esfuerzo físico. Como los músculos no tienen la fuerza suficiente, se produce una tensión en el mismo en el momento que se realiza el esfuerzo y se genera una contractura.

Deshidratación

Los músculos necesitan de una adecuada hidratación para poder efectuar la contracción y la distención que suelen realizar; en el caso de no contar con esta condición, al músculo se le dificulta volver a un estado dilatado. Este tipo de contractura se puede dar por la ausencia de la ingesta adecuada de agua o por una ingesta excesiva de alcohol, que deshidrata al organismo en general.

Estrés

El estrés emocional o mental produce una tensión constante en ciertos músculos; esta tensión prolongada puede ocasionar una contractura muscular.

Ausencia de Magnesio o Potasio

Para que los músculos puedan funcionar de manera adecuada, necesitan de algunas sustancias el magnesio y el potasio son dos de ellos. También necesitan de sodio, además de agua. En el caso de que algunas de estas sustancias se encuentren ausentes en el cuerpo, se puede producir una contractura.

Puede Interesarte...   ¿Es Buena la Manzanilla como Relajante Muscular Natural para dormir?

Esfuerzo Físico

Si se tiene demasiado esfuerzo físico, como por ejemplo realizar ejercicios de alto impacto sin el descanso muscular necesario, el músculo se puede ver afectado, generando una contractura. Esto puede ocurrir también al realizar actividades físicas con posturas o movimientos inadecuados.

Síntomas de una Contractura Muscular

Los síntomas de las contracturas son bastante claros y no hay posibilidad de confusión. Las contracturas musculares se caracterizan por tensión en el músculo afectado, rigidez en la zona, dolor de variada intensidad e imposibilidad para realizar ciertos movimientos que impliquen el esfuerzo del músculo afectado.

En el caso de que la contractura esté ubicada en alguno de los músculos superiores, como del cuello o del área cervical, puede ocasionar desde cefaleas hasta vértigo y migrañas; además de mucha incomodidad.

Tratamientos para curar las Contracturas en los Músculos

El tratamiento apropiado para las contracturas musculares incluye necesariamente varias mediadas:

  • Se debe mantener el músculo afectado en reposo. No se pueden realizar ejercicios y es fundamental darle la mayor cantidad de descanso posible.
  • Aplicar calor en el área puede ser muy efectivo. El calor dilata los vasos sanguíneos, lo que facilita que el músculo se relaje de manera paulatina. Además, este mismo calor aliviará el dolor, ya que es un calmante natural.
  • Se pueden realizar baños de contraste; es decir, colocar en el área agua fría y luego agua caliente de manera alternada. Esto mejora considerablemente la sensación de dolor a la vez que ayuda a que el músculo comience a dilatarse.
  • La fisioterapia es muy efectiva.
  • Todos estos métodos deben incluir además la medicación necesaria. Es necesario que para lograr una mejoría rápida y efectiva se tome un antiinflamatorio.

Con este tratamiento, si la contractura no es demasiado grave, es posible lograr que en menos de 24 horas el músculo esté mucho mejor. Aunque el reposo debe mantenerse por algunos días más, al igual que el tratamiento con antiinflamatorio.

Puede Interesarte...   5 remedios Naturales que te ayudaran para quitar las Estrias de los Glúteos

Antiinflamatorios Recomendados para las Contracturas Musculares

Existen muchos fármacos antiinflamatorios que se pueden utilizar para tratar las contracturas musculares. Entre los más efectivos podemos encontrar los siguientes:

Ibuprofeno

Es un fármaco del grupo de los AINE. Este resulta uno de los antiinflamatorios más comunes para tratar este tipo de lesiones musculares. Dependiendo de la intensidad del dolor se puede recomendar dosis de 200 miligramos, 400 miligramos o 600 miligramos cada ocho horas por lo menos durante 3 días. No hace falta tener una receta médica para poder tomar este medicamento.

El ibuprofeno es óptimo para tratar la contractura de cualquier músculo. Además, en caso de dolor de cabeza producto de la lesión, este fármaco también actúa de manera eficiente.

Diclofenaco

Este fármaco también es del grupo de los AINE. Es un tratamiento muy efectivo en contra de las contracturas; sobre todo si son producto de la falta de sodio o potasio en el organismo. Sin embargo, es importante que si la persona es hipertensa se limite a tomar sólo el diclofenaco que contiene potasio.

El diclofenaco es efectivo en contra de las contracturas en cualquier parte del cuerpo. Para comprar este medicamento, no se requiere de alguna receta.

Naproxeno

Es un medicamento antiinflamatorio no esteroideo, también. Actúa de manera efectiva en contra de las contracturas musculares de cualquier parte del cuerpo, cuando las dolencias de esta lesión se puede clasificar como leves o medias. La dosis que se recomienda es de 500 miligramos cada 8 horas por 3 días.

Este fármaco es de venta completamente libre.

Indometacina

Este es, al igual que los demás, un antiinflamatorio no esteroideo. La indometacina es propicia para el tratamiento de contracciones musculares con dolores intensos. La dosis recomendada es de 100 miligramos al día. Este medicamento no debe ser administrado si el paciente sufre de problemas gástricos, como úlceras, ni en quienes sufran de problemas de tensión arterial.

Este fármaco debe ser recetado por un facultativo, siguiendo las instrucciones del mismo. No es recomendable usarlo por cuenta propia.